bash and the pirate pig

Pertenece a la serie:

CLICK HERE TO SEE THIS REVIEW IN ENGLISH

sinopsis

Bash and the pirate Pig (“Bash y el cerdo pirata” en español) es la historia de un irritable chico de la ciudad, llamado Raymond “Beamer” Boxby quien deben pasar las vacaciones de verano en la granja de su primo menor que él, Bash Hinglehobb.

Beamer prefiere el aire acondicionado y los videojuegos. Él no puede ver qué de bueno puede salir de este llamado “diversión del campo” que incluye montar vacas, hacer canotaje en el río con un cerdo, o jugar con los zorrillos.

Pero espera, Beamer, porque las tontas aventuras de Bash con su “libro de pesca y agricultura” (La Biblia) sólo podría conducir al mejor Descubrimiento de todos.

opinion

Este libro me hace querer volver a mi niñez.

La historia está narrada desde el punto de vista de Raymond “Beamer”, un niño-de-la-ciudad, acostumbrado a leer comics, comer papas fritas y a estar en el sillón todo el día; y cuando es enviado a la granja a cuidar su primo Bash, su mundo se pone de cabeza.

A diferencia de Beamer, Bash es un niño muy travieso, aventurero y con mucha imaginación. Bash puede hacer que la actividad más insignificante se vuelva toda una hazaña; lo cual vuelve loco a Beamer.
Entre juegos, risas, travesuras y catástrofes, Beamer aprende que Bash ve a Dios de una forma sencilla y muy diferente a la de los adultos.

Pese a que este libro es para niños, disfruté mucho de la lectura, pues no sólo es que la historia es cautivadora, sino que tiene un gran mensaje.
Admito que evité leer esta novela en público, porque en algunas partes no pude contenerme a mí misma de reírme con las peripecias de estos niños y con la inocencia con la que Bash percibe el mundo.

Bash es un personaje muy tierno, que a través de su propio método de filosofar, te lleva a la reflexión, ya seas adulto o niño; pues como él mismo lo dice: “Filosofar. Significa encontrar las respuestas a todas las preguntas que nadie hizo”. Además, por medio de su peculiar imaginación, aprendemos que los adultos hemos dejado de lado la inocencia con la que deberíamos ver la vida.

Hay muchas citas bíblicas, de modo que ayudan al lector a relacionar las aventuras de Bash y Beamer con la Biblia. De esta manera, los textos bíblicos son explicados con las vivencias de estos niños.

Una de las tantas cosas que este libro me hizo pensar, es el hecho de que muchas veces estamos demasiado centrados en nuestras vidas en las ciudad. A veces no tenemos la oportunidad de gozar la naturaleza que Dios creó, y si la tenemos, nos hemos acostumbrado tanto a ella y simplemente no la disfrutamos. Pero por medio de esta historia, tomé conciencia sobre lo poco que he agradecido a Dios por su creación.

Así que éste no sólo es un libro para niños. Si eres un adulto y quieres ver al mundo a través de los inocentes ojos de los niños, entonces lee esta increíble novela.

En cuando a ti, ¿crees que a veces nos olvidamos de maravillarnos por la creación de Dios y/o no agradecemos por ella? Tu opinión es siempre bienvenida.

-Gracias a B&H Publishing por proveer la copia para esta reseña-


Recomendado para los que les gusta leer: Novelas para pre-adolescentes y de aventuras.

Anuncios